DE TRADICIÓN RELIGIOSA A PATRIMONIO CULTURAL DE JALISCO PARA EL MUNDO

Jalisco cuenta con una gran variedad de municipios que ofrecen opciones en turismo religioso, cultura e historia, el primero en su tipo a nivel nacional se encuentra en la población de San Martín de Hidalgo Jalisco, originalmente llamado Huitzquilic (en Náhuatl) durante la época prehispánica, ya en la colonización recibió el nombre de San Martín de la Cal.

De acuerdo a cronistas e historiadores, el culto o ceremonia conocida actualmente como el “Tendido de los Cristos” tuvo su origen durante la evangelización de los naturales de la región por los frailes europeos; es decir, una especie de representación pictográfica con lo que los españoles adoctrinaron a los indígenas.

Declarada Patrimonio Cultural del Estado de Jalisco, es celebrada  durante la semana santa, en esta ocasión del 9 al 15 de abril, el evento se ha consolidado como una fuente de atracción muy importante para el turismo religioso en la región valles. Inicia con el viernes de Dolores y los altares característicos (incendios) continúan con otras tradiciones dentro del entorno católico, como son la visita a los 7 templos, domingo de ramos y los tendidos de cristos en la cabecera municipal de este municipio vallense.

Como parte  de las actividades de esta celebración a partir del jueves comenzará la tradicional Judea en vivo, donde participarán más de 80 personas la cual culminará el día viernes con la Marcha del Silencio.

El Presidente Municipal de San Martín de Hidalgo, Jalisco, Carlos Alberto Rosas Camacho, prevé que las festividades de Semana Santa, encabezadas por el “Tendido de Cristos”  dejen una derrama económica en este municipio, superior a los 2.5 millones de pesos.

Presidente Municipal de San Martín de Hidalgo, Jalisco; Carlos Alberto Rosas Camacho, acompañado de los encargados municipales de Cultura y Turismo.

Con un área acondicionada para acampar, presencia policíaca para resguardar la seguridad de los visitantes y una modesta oferta hotelera, Rosas Camacho aseguró estar preparados para recibir a más de 20 mil visitantes, superando a los 13 mil que se dieron cita el año pasado.

En esta edición, serán expuestos 54 Cristos con valor patrimonial, cultural e histórico; presentados por diferentes familias de la región en altares decorados especialmente para la ocasión, adornados con plantas aromáticas y esencias de la zona, (jarilla, romero, copal, incienso, etc),  complementado con el colorido de sus artesanías, platillos gastronómicos, comida regional, nacional e internacional.

Convertida en una singular tradición por más de 300 años, pasada de generación en generación, le corresponde a los “portadores” (propietarios de las imágenes) resguardar y conservarlas en buen estado, la evaluación de las condiciones que mantienen le corresponde a las autoridades de restauración histórica, por tal motivo para este año 2017, fueron retiradas de la exposición cuatro imágenes por haberse considerado en riesgo de sufrir daños irreversibles, debido a lo antiguo de su origen.